sábado, 31 de diciembre de 2016

HOJA DE AUDIENCIAS: Del 26 al 30 de diciembre


*Media semanal de espectadores y cuota de pantalla (o 'share') de las telenovelas latinoamericanas emitidas en abierto en España en horarios de sobremesa, tarde y 'prime time'. 

Y con esto concluyo 2016... Gracias por aguantarme a lo largo de estos últimos 366 días, con sus 253 entradas. Gracias también por la paciencia, especialmente en estos últimos tres meses, que han sido particularmente complicados para mí, que estoy haciendo mil cosas a la vez. Gracias por seguir escribiéndome, aún cuando tarde días (y semanas) en responder correos, gracias por seguir contándome 'gazapos', 'reutilizandos' y demás (tengo pendientes de 'armar' unos cuantos, por cierto). Gracias, en definitiva, por estar ahí. 
Sin vosotros, esto no sería posible, por mucho que me guste el género. 
¡Nos leemos en 2017! 

jueves, 29 de diciembre de 2016

¡ADIÓS, 2016! Las telenovelas que vi este año (II)

Sigo con el repaso a las telenovelas que vi este 2016, con esta segunda y última entrega del “Adiós, 2016”.

~"El Señor de los Cielos" (T4) (Telemundo y Argos, 2016)~
Pese a que la tercera temporada había mostrado ya síntomas de desgaste, me decidí a ver, ilusionado, la cuarta parte de las aventuras y desventuras de Aurelio Casillas. Los desgastes evidenciados en la tercera temporada se hicieron aún más presentes en esta cuarta, en la que Aurelio estuvo prácticamente fuera de juego por culpa de su enfermedad renal y en la que se continuó con la absurda idea de la relación entre Mónica y Víctor. Un ritmo lento, demasiado, marcó esta cuarta temporada, en la que, además, la historia se llenó de personajes que poco o nada tenían que aportar (con la salvedad de algunos, como el de Wendy de los Cobos).
Rafael Amaya, Fernanda Castillo y Sabrina Seara defendieron con creces un guión que no da mucho más de sí y que, después de los 81 capítulos de esta cuarta tanda, debería cerrarse con una quinta temporada algo más digna.

~"El hotel de los secretos" (Televisa, 2016)~
También 81 capítulos tuvo "El hotel de los secretos", la tan anunciada versión mexicana de la serie española "Gran hotel", cuyo elenco encabezaron Irene Azuela y Erick Elías, arropados por grandes actores como Diana Bracho, Daniela Romo, Jesús Ochoa o Juan Ferrara.
La adaptación no es mala. De hecho, la primera mitad es muy entretenida, con giros inesperados y buenas dosis de romance, pero la segunda mitad es demasiado lenta y tiene, además, un eje argumental sobrecargado a base de misterios y secretos demasiado enredados y a veces un tanto difíciles de seguir. Un problema que quizás derive de adaptar una serie semanal, de 42 capítulos, a una diaria, no sé.
Destaco, eso sí, el magnífico trabajo tanto de interiores como de exteriores llevado a cabo por el equipo técnico de la telenovela para recrear el México de comienzos del siglo XX.

~"Eva la trailera" (Telemundo, 2016)~
Puede que me haga expectativas demasiado grandes sobre las telenovelas que comienzo a ver. Ese es el caso de "Eva la trailera", que comencé a ver con muchas ganas, que fueron yendo a menos conforme fueron pasando los capítulos.
El problema está en la historia: parece que Valentina Párraga, su autora, tenía bien esquematizada y pensada la primera mitad, pero no los sesenta capítulos que componen la segunda, que parecen escritos un poco sobre la marcha. Hubo un gran error: no aprovechar la química de Edith y Arap, los protagonistas, que pasan separados la segunda mitad de la historia.
No digo que sea una mala telenovela. Entretiene y, por ende, cumple con creces su misión, pero tenía mucho potencial que finalmente no se extrajo, quizás por esa poca planificación de la que os hablaba.

~“Sin rastro de ti” (Televisa, 2016)~
En unos días publicaré la crítica de esta telenovela, novedosa tanto por el continente (16 capítulos) como por el contenido, con tramas que se meten el terreno de la ciencia ficción, pocas veces explotado en las telenovelas.
Adriana Louvier, Danilo Carrera y Ana Layevska protagonizan esta historia, de la que no voy a contaros más. No quiero hacer ‘spoilers’ de mi propia crítica.

~“Bloque de búsqueda” (RCN, Teleset y Sony, 2016)~
Terminé el año en Colombia, atraído por esta historia. Una historia que terminaré en unos días. Tampoco voy a contaros nada, porque me lo voy a reservar todo para la crítica, que publicaré a finales de enero.
Rafael Novoa, Sebastián Martínez, Carolina Gómez y Verónica Orozco encabezan el elenco de esta producción.

Como podéis ver, y como os comentaba en la entrada de ayer, para mí ha sido un año bastante bueno, tanto en calidad como en cantidad.
La moda de las telenovelas cortas y de diferentes temáticas me ha permitido ver más que en años anteriores, en los que andaba entre seis y siete telenovelas, casi siempre con más de 100 capítulos. Aunque haya gente que rechace estos cambios en el género, a mí personalmente es algo que me gusta, en el sentido de que permite abarcar más. En cualquier caso, no hay que olvidar que lo importante, para cualquier telenovela, sea rosa, narconovela, políciaca o del tipo que sea, es tener una buena historia que contar y un buen elenco que le sirva como soporte. Lo demás, incluidas las cosas de realización, con las que sabéis que me meto mucho, no dejan de ser al fin y al cabo ‘añadidos’.


Habrá que ver qué nos depara el 2017. Aquí os espero para seguir, parafraseando el título del blog, hablando de telenovelas. 

miércoles, 28 de diciembre de 2016

¡ADIÓS, 2016! Las telenovelas que vi este año (I)

Se acaba el 2016... Toca, como siempre, hacer balance de lo que deja el año que se va en muchos aspectos. Entre ellos, en lo que a telenovelas se refiere.
Según mi experiencia personal –otros opinareis todo lo contrario- el género se ha revitalizado un poco, tras un 2015 algo flojo y un 2014 todavía más flojo. Este la primera parte de mi repaso a las telenovelas que vi este 2016:


~"La vecina" (Televisa, 2015)~
Realmente, llevaba ya más de 140 capítulos vistos cuando comenzó el año, por lo que puede decirse que en 2016 la terminé. En concreto, en enero. Este 'remake' de "La costeña y el cachaco" fue la primera producción que veía de Lucero Suárez. No me dejó mal sabor de boca, pero bueno, tampoco. Juan Diego Covarrubias y Esmeralda Pimentel protagonizaron esta historia, que acabó muy estirada (tuvo 176 capítulos) en la que la trama principal resultó demasiado lenta, y apenas consiguió ser salvada por tramas secundarias muy disparatadas, algunas de ellas para partirte de risa. Me valió para descubrir a José Manuel Lechuga (Sebastián) y algún que otro actor secundario, como Pierre d'Angelo (Simón).
Me valió para entretenerme y ya.

~"A que no me dejas" (Televisa, 2015-2016)~
Tampoco fue una telenovela que vi en su totalidad en 2016, ya que cuando comenzó el año llevaba vistos unos sesenta capítulos. Una historia totalmente diferente a la anterior, cargada de romanticismo y tragedias, con unos personajes muy bien definidos gracias a la historia base, firmada en 1988 por el gran Eric Vonn y llevada a la televisión por Televisa ("Amor en silencio") y Azteca ("Háblame de amor").
Camila Sodi, Osvaldo Benavides y Nacho Casano se lucieron en sus respectivos personajes, arropados, además, por grandes de la talla de Arturo Peniche, Leticia Calderón, Alfredo Adame, Cecilia Gabriela, César Évora o Erika Buenfil. Alejandra Barros y Laura Carmine brillaron como las pérfidas villanas de una historia contada en dos tiempos, en dos partes bien definidas. Las excelentes localizaciones fueron otro punto a favor de la historia.
Para mí, que la terminé en marzo, es lo mejor que hizo Televisa este 2016 (si bien sus grabaciones terminaron a finales de enero).

~"Bajo el mismo cielo" (Telemundo, 2015)~
¡Cuánto y cómodisfruté esta telenovela! La primera, además, que vi completa este año. Perla Farias, su guionista, consiguió hacer una adaptación magnífica de la película "A better life", con unos personajes que despertaron en quienes la vimos todo tipo de sentimientos, gracias también al elenco tan estupendo con el que contó la historia. Me sirvió para descubrir a María Elisa Camargo y corroborar algo que ya sabía: Gabriel Porras es un actor todoterreno.
Erika de la Rosa y Julio Bracho se lucieron como Felicia y 'Colmillo', dos villanos con un punto muy humano, al igual que Luis Ernesto Franco, otro descubrimiento, que como 'El Faier', nos regaló otro villano, también muy humano.
Aunque en EEUU se terminó de emitir en enero, y su rodaje había concluido en octubre o noviembre del año pasado, para mí es lo mejor que ha hecho Telemundo este 2016, sinceramente.

~"La querida del centauro" (T1) (Telemundo, Teleset y Sony, 2016)~
Viendo esta historia me di cuenta de cómo a veces los medios se confunden a la hora de hablar de un producto. Me explico... "La querida del Centauro" fue vendida y anunciada como una narconovela, pero no lo era. Su protagonista era un malo malísimo, con negocios sucios, sí, pero la atención no se puso sobre sus negocios, sino sobre cómo un policía, Gerardo,trataba de darle caza después de su fuga de prisión, usando para ello a la mujer con la que el Centauro había tenido un idilio en la cárcel: Yolanda.
A ello hubo que sumar bastantes dosis de romanticismo, al enamorarse Gerardo y Yolanda.
Ludwika Paleta, Humberto Zurita y Michel Brown encabezaron el elenco de esta historia, contada en 51 capítulos con buen ritmo. La segunda temporada viene en camino... A nivel de historias cortas, lo mejor que hizo Telemundo este año.

~"Anónima" (RCN, Teleset y Sony, 2015)~
Otra historia original, con la participación de Teleset y Sony, pero rodada en Colombia, con actores colombianos y para un canal colombiano. 74 capítulos, de dispar duración, cargados de acción, giros de guión y con buenas dosis de amor.
No sabría cómo enmarcar esta historia, aunque quizás tire más hacia la novela policíaca. Verónica Orozco, Sebastián Alarcón y Julián Arango encabezaron el elenco de esta producción que disfruté muchísimo, con una historia muy bien narrada, con unos personajes muy bien definidos y con localizaciones soberbias. Es una pena que historias como esta, o como la anterior no se vendan tan bien como lo hacen las telenovelas al uso que se siguen produciendo en México o EEUU.

~"La esclava blanca" (Caracol, 2016)~
También de Colombia vino esta sorpresa. Una telenovela romántica, de 61 capítulos, ambientada en la primera mitad del s. XIX. Nerea Camacho, Orian Suárez y Miguel de Miguel encabezaron el elenco de esta telenovela, que apostó por una historia fuerte, con un trasfondo aún más fuerte: los últimos años de la esclavitud en América latina.
El buen rimo y lo bien escritos que estaban los personajes me hicieron disfrutarla de principio a fin. Una telenovela corta, con un elenco espléndido, que me dejó un muy buen sabor de boca.

Sigo mañana...

lunes, 26 de diciembre de 2016

CAZABOCAZAS: Los que vemos telenovelas NO somos ignorantes

Abordo en esta nueva terapia de choque sobre tópicos que pululan sobre el género uno que estoy harto de escuchar y que ya había aparecido, de refilón, en anteriores sesiones: lo ignorantes que somos los que vemos telenovelas. Como siempre, procurad tomarlo con humor.

El primer tuit es un ejemplo claro de algo que pasa por culpa de este estereotipo tan absurdo. Un tuit que aplaudo, porque recoge algo que tristemente sigue pasando: hay gente que niega o se avergüenza de ver telenovelas por el simple temor de que otros piensen que es un ignorante.
Insisto… Los que vemos telenovelas no vamos por ahí matando gente, ni quemando contenedores ni cometiendo ningún otro delito. Simplemente, dedicamos parte de nuestro tiempo de ocio a un ‘hobby’, igual que otros lo dedican a ir al cine, a museos o  a tocar la flauta travesera. No hay por qué avergonzarse de eso y quien se avergüenza, flaco favor hace al género y a sí mismo.

Voy en serio… Primer tuit, en el que una tuitera nos pone al nivel de famosos y “gente plástica” y de “los incultos que menosprecian la literatura y el conocimiento”:
No entiendo lo de “gente plástica”… ¿Artistas? ¿Gente que abusa de la cirugía plástica? Sea como sea, a ninguno nos “gira”. Imagino que no tuvo espacio para añadir “son más tontos que una berenjena”. De vez en cuando lo de los 140 caracteres tiene alguna ventaja.

Segundo ejemplo… Claro y conciso... “Las telenovelas son la droga de los incultos”:
Si es así, me alegro de consumir esta droga y no cocaína. Sé que mi salud está a salvo y sin efectos secundarios. Por lo demás, no creo que nadie que vea telenovelas sea inculto. Habrá gente con doctorados y otros que no tengan más allá de la ESO o equivalente, pero no hay que confundir nivel de estudios con cultura. Hay gente sin estudios mucho más culta que otros que presumen de carrera.

Otro más con el mismo cantar… Cambiando lo de incultos por “ignorantes” e imbéciles:
Queda feo que alguien que usa Twitter para llamar “ignorantes” a los que vemos telenovelas, no use la tilde obligada en una palabra aguda terminada en ‘n’ como “entretención” o en una llana con obligatoria acentuación como es el caso de “imbécil” o el “cómo”, en el sentido en el que lo usa.

Sigo con un tuit que extiende el tópico también a los que hacen posibles las telenovelas:
Me parece, querido tuitero, que no eres todo lo respetuoso que dices ser si llamas "subnormales" tanto a los que hacen telenovelas como a los que las vemos. Muy triste ver que tiene que 21 tuiteros lo han marcado como favorito y 3 lo han retuiteado. 
Voy con la teoría de la ‘metaignorancia’, aunque no acabo de entenderla:
A ver… Según este tuitero, los que vemos telenovelas somos de por sí, de nacimiento, ignorantes. Verlas nos convierte ya casi en ceporros.  ¿Es algo así? ¿Quién se atreve a interpretarlo de otra forma?

No nos “gira”, somos “incultos”, “ignorantes”… ¡Y tampoco tenemos cerebro!
Tenemos el ‘tarro’ hueco, en opinión de este tuitero. ¡Somos ‘zombies’ que solo vivimos para ‘devorar’ telenovelas!  

Termino con este tuit:

Su autor debería hacerse un chequeo… Ese cerebro no está bien, por mucho que Dios se lo hubiera dado sin un rasguño. De un cerebro sano no salen muestras de estupidez como esta, y tampoco en un cerebro sano tiene cabida el ánimo de atacar a los demás gratuitamente. En un cerebro sano priman el respeto, la tolerancia y una serie de valores que no todos tiene el cerebro de este último tuitero.

Si habéis llegado hasta aquí y sentís mareos, tenéis la vista nublada o algo de eso, coged el tensiómetro y respirad hondo. Es perfectamente comprensible que se os haya subido la tensión leyendo tanta tontería sobre lo cortos que somos los que vemos telenovelas. Insisto… Creo que no hay género audiovisual con más tópicos sin sentido que este. Atacarlos es una forma de combatirlos.

domingo, 25 de diciembre de 2016


Rescato esta preciosa estampa para desearos unas felices fiestas. La fotografía es de hace ya casi dos años y fue tomada por un servidor en el Valle de Baltesara (Baltasara, en castellano), un valle con pasado minero, hoy cargado de paisajes impresionantes, como este de la foto, y situado en el corazón de Asturias. 

sábado, 24 de diciembre de 2016

HOJA DE AUDIENCIAS: Del 19 al 23 de diciembre


*Media semanal de audiencia (espectadores y cuota de pantalla o 'share') de las telenovelas latinoamericanas que se emiten en abierto en España en horarios de tarde, sobremesa y 'prime time'. 

jueves, 22 de diciembre de 2016

CAZANDO GAZAPOS: Otro de "Anónima"

¿Qué es un ‘gazapo’? Aparte de un conejo pequeño, en España llamamos ‘gazapo’ a cualquier error, fallo o metedura de pata que se comete en una película, serie o, como es el caso, en una telenovela. Como ‘gazapos’ englobamos fallos de guión, de escena, de ambientación… Todo vale.
Una temporada más, sigo con esta sección, pensada como juego, por la que ya han desfilado casi cuarenta ‘gazapos’ en los dos últimos años.

Tal y como hice la temporada pasada, en esta seguiré dando puntos… En concreto, cada ‘gazapo’ valdrá dos puntos, que es lo que se llevará todo aquel que lo vea. Los que no lo vean, tranquilos, que NO restaré puntos ni nada de eso.
Esta ‘recompensa’ será graduable siempre que el ‘gazapo’ lo permita (por ejemplo, si no se dice exactamente en qué consiste el ‘gazapo’ pero sí se comenta algo, podría dar un punto, medio, punto y medio…).
Es importante para ello los que participéis, lo hagáis usando siempre la misma cuenta de Google, el mismo seudónimo o la misma firma.
Los comentarios no aparecerán publicados hasta que yo resuelva el ‘gazapo’, momento en el que publicaré también la clasificación general de todos los ‘cazadores’. Dispondréis de cinco días para resolver cada ‘gazapo’. En concreto, se podrán hacer comentarios hasta el martes a las doce del mediodía (hora peninsular española). Resolveré y publicaré las clasificaciones los martes, por la tarde.
Como en la anterior, en esta nueva temporada habrá dos ‘gazapos’ cada mes (uno cada dos semanas). Antes de presentaros el primer ‘gazapo’, una NOVEDAD: todos aquellos que aporten algún ‘gazapo’ al juego tendrán como ‘recompensa’ dos puntos extra por cada ‘gazapo’ aportado, que se sumarán a su marcador en el momento en el que el ‘gazapo’ salga publicado.

Este octavo ‘gazapo’ de la temporada es mío y es de “Anónima” (RCN, 2015).
En la escena, Claudia (Juliana Galvis) bebe desconsoladamente mientras ve un vídeo de su hijo Santiago, que permanece en paradero desconocido. Y ya. No hay más que contar.


Os pido que me detalléis todo lo posible lo que veáis raro. Lo digo porque para resolver bien el ‘gazapo’ hay que hacer referencia a un par de cosas... Y tiene que quedarme claro que lo habéis visto.  
Recomiendo, como siempre, verlo en pantalla completa. El martes ‘resuelvo’…

*Dificultad: 8.


Y EL ‘GAZAPO’ ERA…

Os decía en la presentación que había que hace referencia a dos cosas… Vamos allá.
Primera cosa: la botella. Tras servirse, la deja, completamente cerrada, en la mesa. En la siguiente toma, en la que Claudia ha estado únicamente viendo a su hijo en la pantalla del ordenador, la botella se encuentra girada, cambiada de posición… ¡Y a medias de cerrar!
Segunda cosa: el vaso. Tras servirse, se bebe hasta la última gota. Sin embargo, en la siguiente toma, el vaso aparece con cuatro dedos de vodka o lo que sea que estuviera bebiendo.
Las cosas que algunos veis que aparecen y desaparecen en la encimera, para mí es fruto del cambio de planos, de uno más general a un primer plano y del movimiento de la escena. La botella que aparece en un segundo momento tras ella, para mí que estaba oculta por la propia actriz antes de cambiar a primer plano. 
Dejo las capturas… Por cierto, me las he currado y espero seguir haciéndolo en los sucesivos ‘gazapos’.

Esta es la clasificación de este octavo ‘gazapo’, a punto por cosa vista:

Y así cerramos el año...
El próximo ‘gazapo’ saldrá publicado en vísperas de Reyes, el 5 de enero, concretamente y es casi un regalo. Es de “Eva la trailera” (Telemundo, 2016) y el que no se lleve los dos puntos, es como para darle. Ya lo veréis.

Como siempre, si me he equivocado al sumar alguna puntuación o cualquier cosa, no dudéis en decírmelo. 

miércoles, 21 de diciembre de 2016

CRÍTICA: "Eva la trailera" (Telemundo, 2016)

Como fan de Edith González que soy, tenía que ver "Eva la trailera" (conocida en otros países como “Eva”). Me alegré mucho de que Edith volviera a Telemundo, tras su buena experiencia con "Doña Bárbara". Que lo hiciera, además, en una historia original, firmada por Valentina Párraga, era otro aliciente. Que compartiera elenco con Arap Bethke, Jorge Luis Pila y Erika de la Rosa, entre otros, hizo que mis expectativas sobre esta historia se dispararan.
Comencé a verla a principios de septiembre, cuando ya había acabado en Estados Unidos. La terminé, más o menos, tres meses después. Esta es mi crítica de "Eva la trailera".

[¡OJO! Si estás viendo esta telenovela o tienes pensado hacerlo, quizás no deberías leer esta crítica. Puede contener ‘spoilers’ que hacen aconsejable su lectura después de haber visto la historia].

SINOPSIS
Eva Soler (Edith González) es una mujer de imponente belleza, que toda su vida ha batallado por mantener a su familia conduciendo camiones. Un oficio duro, perteneciente a un mundo dominado por hombres, que aprendió gracias a su padre, que se ganaba la vida de esa forma.
*Logotipo de la telenovela.
Su ambición y tenacidad la llevaron a convertirse en la dueña del imperio Monsol, dedicado al transporte por carretera, junto a su marido, Armando Montes (Jorge Luis Pila), también camionero. Pese a ser una mujer adinerada, Eva sigue siendo una persona sencilla volcada en su marido y sus dos hijas, Adriana (Minnie West) y Fabiola (Nicolle Apollonio).
Cuando todo parecía ir sobre ruedas, su vida da un giro de ciento ochenta grados al descubrir que su esposo le es infiel con su sobrina, Sofía (Michelle Vargas), a la que ella ha criado como una hija más. En ese momento, conocerá al detective Pablo Contreras (Arap Bethke), un joven responsable y de grandes valores que llega súbitamente a su vida para hacerle creer nuevamente en el amor.
Las artimañas de Marlene Palacios (Erika de la Rosa), su acérrima enemiga para hacerse con el control de su fortuna, en las que también se verá involucrado Armando, llevarán a Eva a la cárcel, acusada de un asesinato que no cometió.
Con la ayuda de Pablo volverá a ser una mujer libre y a comenzar de cero, demostrando que la vida es una carretera interminable en la que nunca se sabe lo que se va a encontrar, ni, tampoco, qué caminos elegir para llegar a la felicidad como destino.

DATOS y TRAILER
EEUU (Telemundo Studios Miami), 2016. 118 capítulos.. Productora ejecutiva: Martha Godoy.

PERSONAJES y ACTUACIONES
Solo una actriz como Edith González podía encabezar el elenco de la historia. Una vez más, vuelve a entregarse al máximo para lograr una Eva muy real, muy natural, una trabajadora incansable y una madraza con un coraje extraordinario con la que seguro que se identificarían muchísimas mujeres. Me alegra ver que Edith siga protagonizando, con una frescura increíble, pese al inevitable paso del tiempo. Espero que vuelva pronto al género, recuperada por completo de ese problema de salud que sufre desde hace unos meses.
*Arap Bethke, Edith González y Jorge Luis Pila.
Tan natural como Edith resulta Arap Bethke en su primer papel protagonista en Telemundo. Pablo es un personaje muy polifacético, que pasa de policía a detective privado para acabar siendo abogado. Arap ha hecho un gran trabajo y ha demostrado tener un gran carisma y una química enorme con Edith. Una química, dicho sea de paso, que no se ha aprovechado lo suficiente, tal y como os comentaré más adelante.
El tercero en discordia es Jorge Luis Pila, que se mete en la piel del personaje más redondo que tiene la telenovela. Me explico... Mientras que Eva y Pablo son los buenos buenísimos de principio a fin, Armando comienza siendo un tipo ruin, despreciable, que se transforma poderosamente conforme va perdiendo a su familia y comprueba que el placer que le proporciona estar con otras mujeres puede convertirse en una pesadilla. Es ahí cuando se da cuenta de todo lo que ha perdido, y trata, sin éxito, de redimirse y recuperarlo. Un personaje muy complejo, que Pila ha sacado adelante sin problemas y consiguiendo, como me pasó a mí, que el espectador cambie de opinión respecto a Armando conforme pasan los capítulos y su carácter se va transformando.
*Erika de la Rosa es Marlene.
Erika de la Rosa repite como villana, aunque con un personaje totalmente diferente a Felicia, su villana en "Bajo el mismo cielo". Marlene es, a diferencia de aquella, una mujer completamente trastornada, capaz de todo por recuperar un 'status' que ella y su hermano se encargaron de echar por tierra con negocios sucios. Erika es una de esas actrices que nunca defrauda y brilla con una villana temible, tan sutil como fría y calculadora. Un personaje muy bien llevado, que solo actrices de la talla de Erika saben manejar y con el que otras hubieran caído en la sobreactuación.
Junto a ella, Antonio Gaona, al que no conocía y que ha sido un gran descubrimiento, borda el papel de Andrés, el hermano de Marlene, otro ser de la misma calaña que ella, aunque quizás no tan perturbado como su hermana, que lo maneja casi como un títere.
*Javier Díaz Dueñas interpreta a Martín.
El elenco es el principal punto fuerte de esta telenovela. En él aparecen cuatro grandes actores, curtidos en el género. El primero es Javier Díaz Dueñas, que deja atrás a su Radamés de "Los miserables" para convertirse en Martín, el abuelo o padre que todos querríamos tener. Díaz Dueñas sobresale con un tipo sencillo, campechano y con una personalidad arrolladora que, además de ser un gran detective, proporciona unos cuantos momentos muy graciosos a lo largo de la telenovela. Como veis, la antítesis del malvado Radamés. Tan campechano como Martín es Pancho, un humilde campesino hecho a sí mismo un importante empresario gracias a su constancia y visión de futuro. Roberto Mateos es el encargado de darle vida. Desde siempre me ha parecido un actor capaz de hacer cualquier personaje y aquí vuelve a demostrarlo. Es un actor que debería seguir protagonizando o, en su caso, antagonizando (no hay que olvidarse de lo bien que le salen los villanos, como Bruno, en "¿Dónde está Elisa?"). No entiendo que lo tengan relegado a personajes secundarios, por muy carismáticos que sean.
El tercero de esos cuatro grandes actores es Henrry Zakka, que se convierte en Robert, un tío pijo y clasista que al final acaba viéndose como aquello que siempre detestó ser. Le acompaña en esta historia Katie Barberie, la cuarta gran actriz, que se mete en la piel de Cynthia, la mujer de Robert, tan clasista como él. Las constantes peleas y discusiones que por cualquier cosa tienen a lo largo de la historia son magníficas. Katie nunca defrauda (si bien su personaje, al principio, puede parecerse al que hizo en "Bella Calamidades"), y a Zakka lo he visto bien, aunque quizá algo exagerado en algunas escenas.
*Vanessa Bauche interpreta a Soraya.
El elenco cuenta también con una actriz y un actor que debutan en el género tras largas carreras en el cine. La actriz es Vanessa Bauche, que interpreta a Soraya, la mujer de Pancho, una mujer que sufrió mucho en su vida, pero que pese a ello sigue sonriendo y teniendo una vitalidad tremenda. Es un personaje al que se coge mucho cariño. Por cierto, Vanessa tiene una química tremenda con Roberto Mateos, hasta el punto de que realmente llegan a parecer un matrimonio. El actor es Alfredo Huereca, que interpreta a Evencio, el cuñado de Eva. Un personaje que evoluciona mucho a lo largo de la historia y que Alfredo lleva de maravilla. Al igual que a Soraya, a Evencio también se le coge mucho cariño.
No debo olvidarme de 'Las Furias', el grupo de amigas que Eva hace en la cárcel y que se convierten casi en sus hermanas. Ellas son: Mónica Sánchez Navarro, que interpreta a Federica, una mujer madura que ha sufrido mucho por la muerte de su hijo y que injustamente acaba en prisión; Paloma Márquez, como Virginia, otra mujer injustamente presa, por un delito cometido por su pareja y Ana Osorio, como Camila, acusada de un intento de asesinato realmente cometido en defensa propia. Aunque a este grupo se añaden después Soraya y la hija mayor de Eva, no quiero dejar de felicitar a Mónica, Paloma y Ana (a esta última no la conocía y me gustó mucho) por el trabajo realizado.
*Minnie West debuta en el género como Adriana.
La telenovela incluye también en su reparto a varios jóvenes. Es el caso de Minnie West, que interpreta a Adriana, la hija mayor de Eva. Para ser su primera telenovela ha hecho un trabajo espléndido. Muchos con más telenovelas a sus espaldas deberían envidiarla. Junto a ella está Nicolle Apollonio, que interpreta a Fabiola, la hija menor de Eva, aquejada de autismo. Ha hecho un muy buen trabajo, complicado, por las características del personaje, pero nada desentonante. No sé cómo valorar a Jonathan Freudman. Creo que ha hecho una buena labor como Bobby/Luis, para lo difícil que era de defender el personaje: un chico ya veinteañero, bonachón, pero cargado de inseguridades y tonterías, aunque tratase de aparentar lo contrario.
Tampoco sé cómo valorar el trabajo de Jorge Eduardo García, que interpreta a Diego, el hijo de Pablo, que padece síndrome de Asperger, según se dice en el primer capítulo de la historia. No ha hecho un mal trabajo, pero, al menos yo que traté con varias personas diagnosticadas con Asperger, no conocí a ninguno que sea tan gritón y tan gesticulador como Diego. Suelen ser personas muy calladas y discretas, que no te hablan a no ser que tú les hables, y siempre usando el mismo tono. Como Diego, que controla todo sobre los dinosaurios, los que padecen síndrome de Asperger suelen ser maestros de uno o varios temas en concreto.
*Sofía Lama es Betty.
Me sobran completamente algunos personajes, como Berta, la tía de Eva, interpretada por Martha Mijares. No aporta nada a la historia (más allá de cuidar a Fabiola) y hay veces que se hace muy pesada. Lo mismo me pasa con Betty, la exnovia de Pablo, interpretada por Sofía Lama, un personaje que, para mí, no supieron llevar adecuadamente y acabaron con él de muy malísima manera. Ídem respecto de Ana María, la doctora que interpreta Martiza Bustamante y que es un relleno total. Ojo, no estoy criticando las actuaciones, que me parecen correctas en los tres casos. Simplemente, critico los personajes, que para mí carecen de sentido alguno. No pude tampoco con el detective Fajardo, interpretado por Pablo Quaglia. El personaje es uno de los policías más incompetentes que he visto en el género, y el actor lo lleva de una manera muy artificial, muy sobreactuada.
En contraste, me gustó mucho reencontrarme con Omar Germenos, un gran actor, que hacía tiempo que no veía y que también, como Mateos, debería estar protagonizando o antagonizando.
*Adrián Carvajal es J.J.
Termino con dos menciones a dos personajes que me gustaron muchísimo. Uno es Javier Ardices, el contable de Monsol. Olegario Pérez da vida a este personaje, que es casi una caricatura del típico contable sin carácter en el que todos pensamos cuando alguien nos dice que trabaja como contable en cualquier sitio. Un personaje muy divertido pero con un final tremendamente injusto.
El otro es J.J., el mejor amigo de Pablo, interpretado por Adrián Carvajal. Aunque yo ya lo conocía de "Marido en alquiler", aquí ha hecho un personaje con más peso, demostrando un desparpajo enorme. Además de eso, ha tenido una química tremenda con Arap, personificando una amistad que parecía real, con sus tiras y aflojas. Una química extensible también a Dayana Garroz, que interpreta a Marisol, su novia en la historia, quien también ha hecho un buen trabajo. 


TRAMAS
Pese a que "Eva la trailera" tiene un elenco sólido, no ocurre lo mismo con las tramas. En ellas se observa una gran planificación durante la primera mitad. Una planificación que desaparece en la segunda, que parece escrita casi un poco sobre la marcha, llegando a perder muchos personajes los rasgos con los que nos los habían presentado en la primera mitad. Argumentalmente, la primera mitad es impecable, con un ritmo estupendo. La segunda, peca de lenta, y cae en un error: apoyar el peso del argumento en personajes secundarios, dejando a los protagonistas en casi un segundo plano.
*Eva y Pablo fundidos en un apasionado beso.
La historia de Eva se cuenta en la primera mitad. En la segunda, por así decirlo, se cuenta la venganza de ‘Las Furias’, con Eva por ahí en medio. Eva solo vuelve a tener el protagonismo del comienzo en los últimos diez capítulos. Es lo que hay.
A nivel de tramas, la primera mitad, como os decía, es muy potente. En ella se nos cuenta quién es Eva y cómo acaba en prisión por culpa de Marlene, su 'comadre', que la odia pese a hacerle creer lo contrario. En esa primera mitad conocemos a Pablo y vemos cómo es un “caballero de esos que no quedan”, como le dice Eva en varias ocasiones. Se enamora perdidamente de Eva y por ella se apresura a licenciarse en Derecho, con el único propósito de sacarla de la cárcel. Por cierto, me alegra mucho que aborden abiertamente el tema de la diferencia de edad, siendo en este caso la mujer mayor que el hombre -Eva le saca ocho años a Pablo- y que la telenovela al final acabe transmitiendo el mensaje de que habiendo amor, lo que menos importa es la diferencia de edad que pueda haber entre quienes se aman.
*Eva pasa varios capítulos en la cárcel.
En torno a ellos vemos cómo Marlene y Armando inician una apasionada relación que da pie al hundimiento y posterior resurgimiento de Eva. Por cierto, por momentos Eva recuerda mucho a Gabriela Suárez ("La patrona") con su caída y sus deseos de que quienes le hicieron sufrir paguen. En la cárcel, Eva conoce además a varias 'Constanzas' (mujeres traicionadas de una u otra forma por los hombres) a las que promete ayudar a vengarse. Y con Eva fuera de prisión y Armando casándose con Marlene casi en contra de su voluntad termina la primera mitad. Todo pasa muy rápido y hay tramas secundarias muy interesantes, como la seducción interesada de Andy a Adriana y el toqueteo con las drogas de ambos, o la búsqueda y posterior encuentro de los Mogollón con su hijo, robado y adoptado por los Monteverde.
*Las Furias y la tía Berta en una escena.
La segunda se centra, como os comentaba, en la venganza de cada una de ‘Las Furias’. Eva y Pablo siguen por ahí, con sus cosas, separados por tonterías y, de vez en cuando, Marlene arma alguna. Eva no es la mujer fuerte de la primera mitad, aunque aparente serlo. La Eva de la primera mitad nunca habría vuelto a hablar con Armando ni a llegar a plantearse si seguía o no queriéndolo, algo que la Eva de la segunda hace en varias ocasiones. Tampoco el Pablo bueno, romántico y enamorado hasta la médula haría cosas como seducir y llevarse a la cama a otra mujer.
El ritmo decae y no ayudan para nada las tramas secundarias: la locura transitoria de Soraya, el embarazo interminable de Betty (bastantes enrevesadas ambas) o los mil expedientes abiertos que tiene el detective Fajardo, que como detective debe ser de lo peor, porque el pobre no da una. Para rematar meten, incluso, a un narcotraficante, Aristóbalo Cepeda, que parece el clon de Aurelio Casillas.
*Erika de la Rosa, en una escena de los últimos capítulos.
La cosa se recupera en los últimos diez capítulos, muy intensos, en los que los personajes vuelven a ser los que eran, llegando a un final muy bien dosificado, muy emocionante y con un giro sorpresa que a mí, personalmente, me encantó. El final, por supuesto, resuelve todos los cabos abiertos.
Al hilo de esto, un aviso... Telemundo recortó casi diez minutos del capítulo final. Si vais a ver o habéis visto la telenovela, deberíais ‘completar’ el final de Telemundo (que es el que está en todas las webs), con un vídeo que hay en Youtube que recoge esas escenas eliminadas. Tirón de orejas para Telemundo: recortar escenas es maltratar al producto y hacerlo en un capítulo final es casi tratarlo a patadas.
Volviendo a las tramas, tengo que comentar más cosas. En concreto, cosas que no cuadran y que son muchas. Para empezar, no entiendo que Pablo Contreras, actuando como detective privado, se infiltre en una empresa usando su nombre de pila. Creo que es de primero de detective privado lo de que hay que cambiarse el nombre cuando uno se infiltra en un sitio. Además de que podría haber dado más juego en su relación con Eva al comienzo de la historia.
*Arap Bethke, litigando como Pablo.
La vis judicial de la historia me fascina. No conozco nada del Derecho estadounidense, pero si es como se muestra en la telenovela, creo que deberíamos empezar a copiar cosas aquí en España: se recurre ante el mismo juez, sin plazo alguno; las fianzas se dan a lo loco, y tan pronto se paga el sujeto sale de la cárcel; los procesos son ultrarrápidos y los jurados dictan su veredicto a la velocidad de la luz. Ah, y los abogados pueden ir a ver con toda confianza al juez. Lo dicho, no sé si será así en Estados Unidos o si habrá alguna que otra licencia creativa.
Las tramas tienen situaciones forzadas y, además, algunas lagunas. Así, es imposible que Pablo conozca que habían intentado atropellar a Sofía, teniendo en cuenta que Sofía estaba sola aquel día y que no lo dijo a nadie. Es prácticamente imposible, de otra parte, que alguien que aparece muerto en una piscina, quizás por haber bebido de más, se vaya al cementerio sin autopsia. Al menos, aquí en España. Igualmente, es imposible que tras un accidente en una autopista la policía no investigue ni tire de las cámaras que hay en cualquier autopista de cualquier rincón del mundo, o que la policía proceda a detener a dos sujetos solo porque alguien ha dicho que son los autores de un asalto. Es también incomprensible que Fajardo haya llegado a ser teniente, siendo tan incompetente como es. Creo que esto ya lo había dicho, ¿no?
*Nicolle Apollonio intrerpreta a Fabiola.
Quedan en el aire un par de cosas que se plantean y que hubieran sido muy interesantes de ver: el deseo sexual que parece haber entre Andy y Chynthia y la atracción que Rebecca siente por Marlene. Hubiera sido un puntazo que desarrollaran esta última, qué queréis que os diga.
A nivel argumental también lamento que no se haya dado la suficiente luz al autismo y al síndrome de Asperger, que padecen Fabiola y Diego, respectivamente. Se ha tocado el tema de la equinoterapia y hemos visto algunos de los rasgos de ambos padecimientos, pero, realmente, no se ha lanzado ninguno de los mensajes que podrían haberse lanzado a las familias con críos que padezcan alguna de estas cosas, y tanto Fabiola como Diego al final acaban siendo personajes de relleno, a los que se les da de vez en cuando alguna frase o situación cómica, sin más.

MÁS COSAS
*Edith, al volante de un camión como Eva.
La telenovela tiene una realización magnífica, apostando por localizaciones de todo tipo. Los decorados no se quedan atrás y están muy conseguidos, salvo la casa de los Mogollón, cuyos decorados son enanos y hasta un poco acartonados para lo grande que es la casa. No entiendo una cosa... ¿Por qué últimamente Telemundo ambienta en Los Ángeles todo aquello que rueda en Miami? Esta telenovela quizá hubiera quedado mejor ambientada en Miami. Hablando de ambientes, decir que creo que es un acierto el trasfondo de la historia, con el mundo de los camiones tras sí. Es un mundillo que nunca se había visto hasta ahora en ninguna telenovela y que a mí me ha gustado ver en una telenovela (claro, que a mí me gusta cualquier cosa que tenga ruedas, también hay que decirlo). 
La musicalización es otro punto a favor. "La trailera", de Bárbara Intrialgo, es una canción compuesta 'ad hoc' que además le queda genial. "Solo quiero ser yo", de Nicolle Apollonio, es otra de las canciones que se escuchan, muy bonita y que le queda muy bien al personaje de Fabiola en determinadas escenas, aunque podría haberse usado más. Los 'soundtracks', estupendos.
Del vestuario, solo diré que lamento que no se haya aprovechado la percha que tiene Edith para ponerle más de vez en cuando algún vestido o similar. No entiendo esa asociación que han hecho de que por ser trailera debe ir todo el día con pantalones, camisas de cuadros y botas 'cowboy'.
Sobre los efectos especiales, la telenovela aprueba con nota en lo que a tiroteos y escenas de acción se refiere, pero accidente hecho de muy mala manera. No os quiero contar más, porque es una escena con dos 'gazapos', que ya veremos en el juego dentro de unas semanas. Quizá sea la única pega que se le puede poner a la telenovela en lo que a realización se refiere, también hay que decirlo.
*El elenco, en la presentación de la telenovela.
Termino comentando tres cosas... La primera, una de mitología: Las Furias no son seres de la mitología griega, como apuntan en la telenovela. Son seres de la mitología romana. En la Grecia clásica se las conocía como las Erinias. Su cometido, el que tienen en la telenovela: vengar crímenes, persiguiendo a los culpables de los mismos.
Segunda cosa... ¿Por qué algunos personajes, como el abogado de Pancho o la primera ginecóloga de Betty comienzan hablando con acento de Madrid y terminan hablando con acento latinoamericano? ¿Qué les ha pasado para llegar a ese cambio?
Y tercera y última... ¡Basta ya de censurar o silenciar palabras malsonantes! Insisto... Si no se pueden emitir, que no las incluyan en los guiones. Si las incluyen, que las emitan, que los diálogos pierden su gracia. Encima, que son palabras del tipo de "carajo" o "piruja"… ¡Palabras más malsonantes existen!

Concluyo... Una historia que de seguir el rimo y los esquemas que tiene en la primera mitad, habría estado de sobresaliente. La segunda mitad la lastra mucho, aunque los últimos diez capítulos tienen casi el mismo nivel que los de la primera mitad, con un final trepidante y un giro inesperado muy interesante.
Edith, Arap, Erika y Jorge Luis brillan como capitanes de un elenco que junto al argumento de la primera mitad y la realización es la principal baza de la historia.

~PUNTUACIÓN FINAL: 8~

lunes, 19 de diciembre de 2016

UNA DE... Memes de telenovelas (II)

Voy con una segunda entrega de esas imágenes con texto gracioso, llamadas memes, que se encuentran en internet relacionadas con las telenovelas. Si os perdisteis la primera entrega, podéis leerla pinchando aquí.

Las villanas son siempre objeto de memes. No se escapa ni una, ni la tan lejana en el tiempo pero tan presente en la historia del género, Catalina Creel. Este meme rescata una frase que dirige al personaje de Rebecca Jones en la telenovela. Una frase que aunque haya sido extraída de los guiones de una telenovela, tiene su aquel si la llevamos a la vida real:

Catherine Siachoque y sus villanas también han generado numerosos memes, algunos basados en las poses desafiantes que Catherine suele imprimir a sus personajes, como este:

Graciela, el personaje de Daniela Castro en “Lo que la vida me robó” (Televisa, 2014), es uno de los personajes de la televisión mexicana de los últimos años que más memes ha generado en internet. Muchos de ellos han utilizado su mítico “te hace falta Jesús”, como es el caso de este:

Vuelvo con una villana más clásica. Paola Bracho, la mala malísima de “La usurpadora”, popular por llamar a su hermana “queridita”. Muchos son los memes que se encuentran en la red con base en este personaje de Gabriela Spanic. El siguiente es, para mí, uno de los más graciosos:

Hay memes a los que no les falta razón… Es el caso de este que os muestro a continuación y que tiene a Thalía como protagonista:

No es el único. Thalía y sus telenovelas han inspirado miles de memes, algunos grotescamente graciosos, como este, hecho a partir de una emblemática escena de “Marimar” (Televisa, 1994):

Siguiendo con memes apegados a la realidad, voy con uno aplicable a todos nosotros en el momento de ver el capítulo final de una telenovela (que nos haya gustado, claro está). ¿Os identificáis?

Y termino esta segunda y última entrega con el Dios de los memes: Julio Iglesias y su popular imagen señalando con el dedo índice. Creo que no puedo estar más de acuerdo con este meme...